#SILAO, Guanajuato | #MarcaPersonal | Tras las elecciones estatales en Baja California y Puebla, la cuota de gubernaturas panistas bajó de 12 a 10. Ahora, el Partido Acción Nacional sólo gobierna en los estados de Guanajuato, Chihuahua, Quintana Roo, Durango, Tamaulipas, Aguascalientes, Baja California Sur, Nayarit, Querétaro y Yucatán.

Este reacomodo geopolítico ya provocó que decenas de analistas auguren fuertes tensiones de cara al 2021 y hagan trazos sobre como se redefinirá la correlación de fuerzas políticas en la región Bajío, donde el PAN tiene su principal caldo de cultivo desde mediados del siglo XX y su principal polo de influencia desde 1991.

Dibujar el mapa del País en función de sus intereses partidistas y arrebatarle el estado de Guanajuato al PAN (o aislar geopolíticamente al estado) se colocan ahora como los objetivos 1 y 2 de López Obrador, según las mentes conspiranoicas.

MORENA ya amplió a siete entidades federativas su cobertura geográfica-gubernamental: Morelos, Ciudad de México, Veracruz, Tabasco, Chiapas, Puebla y Baja California.

En el caso específico del estado de Guanajuato, el PAN retiene 25 Alcaldías, el 54 por ciento de las municipalidades. MORENA y sus aliados, entretanto, conquistó cinco Presidencias Municipales: Acámbaro, Comonfort, Salamanca, San José Iturbide y Apaseo el Alto.

Durante una gira como precandidato presidencial por el antiguo Chamacuero, el Mesías tabasqueño insistió en pintar de guinda el Corredor Industrial de Guanajuato y, fundamentalmente, expulsar al PAN de Silao. Así lo pregonó Carlos García Villaseñor, el ex panista que López Obrador eligió como su microsiervo en este municipio donde se concentra el mayor porcentaje de divisas que genera el estado blanquiazul en manufactura.

A continuación los siguientes apuntes:

MORENA aún tiene apariencia gelatinosa. ¿Podrá solidificar su estructura?

📝 En el caso particular de Silao, la ola morenista peca de un alto grado de ingenuidad. Es un corpus despolitizado.
📝 MORENA se divide en dos grandes bandos: quienes apoyan a Ricardo García Oseguera sin cortapisas y quienes no acatan las reglas y se disgregan conforme a lo que indique Alma Alcaraz Hernández o Ernesto Prieto Gallardo.
📝 La fracción de MORENA en el Ayuntamiento está dividida. Miguel Ángel González Bravo proviene del PAN; Virginia Chacón Aguilar desciende del PRI y José Luis Araujo Villalobos emanó del PRD.
📝 El PAN tiene cuadros experimentados. Atraviesan por la predecible curva de desgaste, a raíz de las constantes disputas entre facciones: los torresgracianistas (vasallos de Fernando Torres Graciano, probable aspirante a la gubernatura en 2024) contra el bando que aparentemente dirige el ex gobernador Miguel Márquez Márquez.
📝 Gerardo Valdovino Fuentes, primer alcalde panista de Silao y acólito del Yunque, intentó infiltrarse en MORENA a través de sus extensiones genealógicas.
📝 Ni el PAN ni MORENA tienen una figura prominente que pueda abanderar un movimiento fresco y vigoroso que oxigene el ambiente enrarecido de Silao.
📝 Si Carlos García Villaseñor pretende relanzarse como candidato en 2021, MORENA pierde en automático.
📝 El PAN también puede desbarrancarse con una opción demasiado blanda como Guillermo Aguirre Fonseca o una persona non grata como Mario Roberto López Remus.
📝 MORENA debe diseñar un plan fundamentado en la glocalización, es decir, un plan que fusione factores tanto globales como locales. Silao se caracteriza por su naturaleza glocal.
📝 El Partido Acción Nacional se impuso a su némesis en el proceso electoral de 2018 con una diferencia abismal de casi 10 mil votos.
📝 Las mentes conspiranoicas aseguran que la ultraderecha controla tanto al PAN como a la célula panista que sobrevive dentro de MORENA.
📝 MORENA aún tiene apariencia gelatinosa y debe solidificar su estructura combativa en menos de 10 meses.

***La opinión del autor no refleja la del medio. #SomosClic