El 26 de junio, Maciel acompañó a Márquez y Diego durante una gran gira de trabajo por San Miguel del Arenal y Colonias Nuevo México.

MARCA PERSONAL.- A semejanza de la deidad romana Jano, el alcalde Juan Antonio Morales Maciel mostró dos caras mientras duró la guerra intestina de su partido: por un lado, coqueteó con el senador Fernando Torres Graciano y, a espaldas de él, trata de enamorar a Diego Sinhué, el precandidato único del PAN a la Gubernatura del Estado.

Después de casi un año de especulaciones y señuelos, el ex titular de la Secretaría de Desarrollo Social y Humano (Sedeshu) es el unigénito de Miguel, es decir, el único hijo electoral de Márquez Márquez en la ruta —y el rito— sucesional.

El domingo 7 de enero, en medio de un festín al estilo priísta, el delfín del Gobernador se registró como precandidato panista a Gobernador. Lo acompañaron sus rivales “a modo”: Carlos Medina Plascencia, producto de la concertacesión, y Luis Alberto Villarreal García, representante de aquel club denominado “La Loma”. En ese simulacro de espíritu democrático también estuvo presente Morales Maciel, el alcalde que percibe 161 mil pesos al mes y que, a pesar de las críticas lacerantes por ese sueldo tan elevado, busca la reelección por la vía de la terquedad.

El 15 de julio, el Alcalde silaoense apareció «muy charro» en la sexta edición del Torneo Millonario de Charrería, junto al Gobernador y el Secretario de Turismo.

En una muestra del cinismo más acendrado del PAN, Morales Maciel acudió a rendirle tributo al nuevo semidiós panista con una letanía adjetival que ni los aduladores más grandes de la historia hubiesen recitado. Al Presidente Municipal de Silao no le importó que lo vieran en el santuario estatal como un troyano —en la connotación virulenta del término— o, más específicamente, como el esbirro de Torres Graciano.

Mucho más sonriente que de costumbre, el “antiguo ídolo del aula” arribó a la sede del Comité Directivo Estatal, donde inmediatamente buscó «el abrazo de Acatempan» con Diego Sinhué. Por órdenes de Torres Graciano, Maciel planificó acciones con la intención de anular al ahora precandidato único del PAN por medio del boicot e inclusive osó desafiar la fuerza del Gobernador y desobedecerlo.

 

Así captaron a Maciel en el registro de Diego Sinhué como precandidato único de Acción Nacional a la Gubernatura del Estado.

El Profe Maciel —oferta del mesianismo panista en el 2015— llegó a la cabecera del Ayuntamiento gracias el mecenazgo del ex alcalde Jorge Galván Gutiérrez, principal promotor de Torres Graciano en Silao. Pero ahora les da la espalda. El amor entre el Alcalde silaoense y el senador se diluye por el ascenso político de Rodríguez Vallejo.

¿O acaso el permiso para que Maciel busque la reelección será otro premio de consolación para Torres Graciano y sus huestes?

***La opinión del autor no refleja la del medio.

Síguenos en facebook: #DaleClicAquí

Hace un año, el Profe Maciel partió la rosca de Reyes con Fernando Torres Graciano en la alameda Miguel Hidalgo de Silao.

Maciel también festejó el Día de las Madres con Torres Graciano, en el salón Expo Feria de Silao.